Cómo poner a parir a Roberto Carlos y cargarle el muerto a alguien que no existe

Roberto Carlos está más que acabado y ha sido muy listo por convencer al Real Madrid de que aún puede jugar dos años más a pleno rendimiento.

Así comienza Sport hoy una de sus “noticias”, que lleva por título el original Brasil pone la cruz a Roberto Carlos (poner la cruz es una de esas expresiones que Sport utiliza hasta la extenuación; igual que el resto de clubes traspasan o descartan jugadores, el Madrid da la patada o pone la cruz). Eso sí, nos aclara el autor del “texto”, Joaquim Piera, que “esa es la opinión de la inmensa mayoría de aficionados y medios de comunicación brasileños”. Y uno espera encontrarse a continuación, si no la opinión de “la inmensa mayoría” de la torcida, al menos una cita, una miserable cita, de un medio de comunicación. Pues no. En un sumario se dice: “Nadie entiende su continuidad en el Madrid y se ríen de Capello y Mijatovic”. ¿Quiénes se ríen? Tampoco se dice. En cualquier caso, es una práctica recurrente.

Quien quiera nombres y apellidos, que busque (en vano) en el resto del “artículo”:

Tras el pasado Mundial, en el que una pifia de Roberto Carlos fue clave para el KO de la ‘canarinha’ ante Francia en cuartos de final, en Brasil nadie puede ni ver al todavía jugador del conjunto español. Al zaguero madridista le llueven los palos y lo cierto es que nadie piensa, ni en sueños, en su posible retorno a la selección.

Hasta poco antes de la magna cita mundialista, Roberto Carlos todavía contaba con el respeto de un sector de la opinión pública; pero todo cambió tras el Mundial. También en la recta final de la pasada Liga hubo feroces críticas al defensa madridista quien, entre otras cosas, se autoexpulsó en el Camp Nou ante el Barça y se dejó ver con más frecuencia de la esperada en los lugares de moda de la noche madrileña.

¿Cómo es posible que se pase del amor al odio en pocos meses? Fácil: la supuesta oferta del Chelsea, según afirman en Brasil, no fue más que un invento de Roberto Carlos para que el Madrid ‘picara’. De igual forma, la jugosa oferta del fútbol turco se exageró mucho, siempre según un nutrido sector de medios de comunicación brasileños.

Sólo hay que pulsar la opinión de un medio de comunicación [Nota del editor: ¿¿¿De cuál???] para observar cómo Roberto Carlos ya no desata, precisamente, pasiones en su país. El ‘sueño’ del jugador de volver algún día a Brasil no puede hacerse ahora realidad. La herida de su pésimo papel en el Mundial sigue abierta.

Tampoco se entiende que Fabio Capello se refiera a él como “el mejor lateral izquierdo del mundo”. Y, en todo caso, se rumorea que si Roberto Carlos no ha cambiado de aires todavía se debe a la inexperiencia e ineptitud de Pedja Mijatovic a la hora de buscar un carrilero zurdo de garantías. Al “ex jugador” –así le llaman ahora en Brasil– le han puesto la cruz. Aún genera odio y pronto provocará sólo pura y dura indiferencia.

La Libreta | El señor de las cruces
La Libreta | Clamor off the record

PD – La imagen sirve como ejemplo de la peculiar selección de fotos que realiza Sport de los jugadores del Real Madrid, como hablábamos ayer.

Artículos Relacionados

8 comentarios (por ahora) en “Cómo poner a parir a Roberto Carlos y cargarle el muerto a alguien que no existe”
  1. White Rabbit 6 agosto, 2006
  2. White Rabbit 6 agosto, 2006
  3. Reverendny 6 agosto, 2006
  4. Louis 6 agosto, 2006
  5. Reverendny 6 agosto, 2006
  6. Salanova 6 agosto, 2006
  7. Louis 6 agosto, 2006
  8. Louis 6 agosto, 2006