La incurable madriditis de Andrés Astuells (4)

Esto del Madrid roza lo surrealista. Sobre todo si se sigue a través de la prensa mesetaria capaz de anunciar en una página, que el defensa Zebina es el refuerzo que viene, en otra, que es el valencianista Ayala y, en la siguiente, que el objetivo es Adriano, un cazagoles. Como carecen de todo cualquier candidato es apetecible. En cualquier caso ayer salió una noticia científica que debe tranquilizar al madridismo. Según un reciente estudio se ha descubierto que la gente que exterioriza su enfado tiene los mismos riesgos o, quizá menos, de infartar que el resto. Justamente ponen como ejemplo a los aficionados al fútbol. El estudio concluye que las personas a las que les hierve la sangre cuando su equipo pierde no tienen más peligro de una interrupción en el riego sanguíneo del corazón. Así que, en el Bernabéu, pueden apuntarse a la ‘pañolada’ sin temor a efectos nocivos en la salud.

Capello ha pedido 50 días de tregua antes de que se traduzca su trabajo en buenos resultados. Hay quien piensa que, para entonces, el Barça ya estará a años luz en la clasificación. Otros, en cambio, mantienen su respeto histórico hacia el Madrid que, a la fuerza, debe ser más competitivo y resultadista que el ‘galáctico’ de las últimas temporadas. Dicen que segundas partes nunca fueron buenas pero el Madrid se ha entregado a Fabio en cuerpo y alma. No le quedaba otro remedio. Algunos le acusan de matar el espectáculo pero no reparan que en su Roma y su Juventus, campeones del ‘scudetto’, difícilmente hubieran jugado los Beckham, Guti, Raúl y Robinho que ahora tienen por intocables ‘estrellas’. El día que los desmitifiquen, el Barça puede haber ganado cinco Ligas seguidas.

[Andrés Astruells, analista aséptico, en Mundo Deportivo]
Anteriores entregas [1] [2] [3]

Artículos Relacionados

2 comentarios (por ahora) en “La incurable madriditis de Andrés Astuells (4)”
  1. Reverendny 31 agosto, 2006
  2. Jorge 5 septiembre, 2006