Ronaldinho no tiene culpa (16)

¿A que se echaba de menos?

Ronaldinho diseñó en el 2006 una temporada para acabar en lo más alto del pedestal y con la Copa del Mundo en sus manos, pero Brasil se creyó tanto su favoritismo y los elogios de todos que acabó fracasando. El grupo, el vestuario, algo tan importante como ha quedado claro en el Barça o las últimas semanas en la selección española de basket, no funcionó y, además, Parreira no supo aprovechar el talento del mejor Ronaldinho que meses atrás había logrado la Liga y la Champions con el Barça, desplegando un fútbol mágico y espectacular.

[Manolo G. Crespo, escritura parvularia, en Sport]

Anteriores entregas [1] [2] [3] [4] [5] [6] [7] [8] [9] [10] [11] [12] [13] [14] [15]

Artículos Relacionados

2 comentarios (por ahora) en “Ronaldinho no tiene culpa (16)”
  1. Salanova 7 Septiembre, 2006
  2. Santi 8 Septiembre, 2006