El sueño

Me cuenta un amigo matemático que ha tenido un dulce sueño que podría ser realidad. Dice que es posible que en la última jornada de Liga se desarrolle un partido aburrido y soso en el Nou Estadi entre el Barça y el Nàstic de Tarragona. Un empate a cero, sólo un empate a cero, según el amigo matemático, daría la Liga al Barça y salvaría al Nàstic de descender a Segunda. El sueño continúa. Las radios hispánicas hablan de tongo a la catalana, de pesadillas tinerfeñas, de podredumbre en el fútbol, mientras al final de la visión, Zapatero y Carod Rovira entregan el trofeo liguero a Oleguer Presas que lo captura en una destartalada furgoneta y lo esconde en unas cuevas de Matadepera para trasladarlo en su día a la mítica Ítaca. Zapatero, con su gélida sonrisa, ve al Barça desde un palco desde que es presidente, sin complejos, a lo Aznar cuando ocupaba con orgullo patrio el palco del Madrid rodeado de amigotes. Carod luce su procedencia de los suburbios de la imperial Tarraco. Improvisa un largo discurso para terminar diciendo que el fútbol no tiene nada que ver con la política y agradece la gesta deportiva de tarraconenses y barcelonistas. No hay por qué preocuparse por las selecciones catalanas. Grandes aplausos mientras “tot el camp és un clam” en Tarragona. Termina el sueño.

[Lluís Foix en Mundo Deportivo]

Artículos Relacionados

6 comentarios (por ahora) en “El sueño”
  1. Kinkanom 13 Marzo, 2007
  2. Tom-Baker 13 Marzo, 2007
  3. McCarran 13 Marzo, 2007
  4. Tom-Baker 13 Marzo, 2007
  5. Xals 13 Marzo, 2007
  6. ADTeniense 14 Marzo, 2007