La máscara de chico bueno riojano

Descanso en La Romareda. Los jugadores de Real Zaragoza y Athletic enfilan el camino al vestuario y un hilillo de sangre asoma por la nariz de Boutahar. Sólo unos minutos después, con tanta urgencia como brevedad, la web del diario valenciano ‘Superdeporte’ publica:


[Aclaración: la captura incluye la noticia completa]

‘Superdeporte’ asegura que Llorente “imitó” la acción de David Navarro unos días antes. Sin embargo, el delantero del Athletic no sólo no propinó ningún codazo a traición a su rival (fue un manotazo y, en apariencia, sin intención), sino que ni siquiera se arrojó al suelo dolorido, ni salió en camilla agonizante, ni regresó al campo quejándose de un golpe en la frente ni declaró luego en ninguna radio que le había dado un tirón en el cuello. Como delantero centro, Fernando Llorente es un prodigio. Como imitador, en cambio, es sencillamente lamentable.

El parte médico emitido por el Real Zaragoza confirma la lesión de Boutahar… una lesión muscular en la parte posterior del muslo izquierdo. Al doctor se le ha debido de traspapelar una nariz rota. Le está bien empleado por no leer ‘Superdeporte’, que poco después del descanso ya había subido el diagnóstico a la red y, a estas horas, no sólo no lo ha corregido, sino que ha ampliado la ‘noticia':


Fernando Llorente se ha quitado la máscara de chico bueno riojano para demostrar en La Romareda su hipocresía. Si el pasado domingo explotaba con unas duras críticas contra David Navarro tras recibir un codazo de éste, hoy ha hecho lo mismo en Zaragoza donde las ha tenido tiesas con Contini y Boutahar, al que le ha propinado un duro codazo en la nariz.

Al final, la única víctima de esta historia es el pobre David Navarro, linchado sin piedad mientras verdaderos delincuentes como Llorente siguen sueltos. Y sin careta riojana.

Publicidad
284 comentarios (por ahora) en “La máscara de chico bueno riojano”
  1. yomismo 6 marzo, 2011
  2. Dergo 6 marzo, 2011
  3. yomismo 6 marzo, 2011
  4. tono 6 marzo, 2011