Qué divertido es el periodismo deportivo


Escrito por Louis | 5 de enero de 2006

no image

No es lo mismo el Trébol que la Triple Corona

Parecía que el artículo de David Torras hoy en El Periódico iba a ser el clásico: “Donde otros fueron prepotentes nosotros debemos ser humildes”. Pero no. Al final le ha salido un: “Donde otros fueron prepotentes nosotros somos valientes”. Todo ello aderezado con una lección magistral de geografía política.

Desde hace días, en el vocabulario culé ha aparecido una nueva expresión: la triple corona. Por supuesto, no tiene nada que ver con el título honorífico que recibe la selección británica de rugby (Inglaterra, Escocia, Gales o Irlanda) que derrota a las otras tres en el Seis Naciones. Los culés hablan de otra triple corona: Champions, Liga y Copa. Con naturalidad […] Hace dos años, en el Bernabéu también se frotaban las manos con los tres títulos, que ellos bautizaron como el trébol. Y, venga, dale que te pego con el trébol. […] En el Barça es tiempo de rauxa. […] Llevados por esa embriaguez emocional, muchos se han dejado ir y, por ejemplo, están encantados con enfrentarse al Chelsea… ¡en los octavos de final! Laporta, el primero. De repente, una mayoría de los culés han perdido el miedo.

Resumiendo:
>Trébol = Mal
>Triple Corona = Bien
>Irlanda = Gran Bretaña

Si te ha gustado, compártelo

Etiquetas:


2 comentarios (a día de hoy) en No es lo mismo el Trébol que la Triple Corona

  1. morri says:

    Pues qué bien, a ver si se van a pasar de prepotentes y el Chelsea se los va a comer en octavos. Si es que no se puede ir por la vida de listo, yo no entiendo aún como pueden estar contentos con lo del Chelsea, no lo entiendo. Por mucho que me digan que ahora pueden elegir que sea en casa el primer partido. Lo mejor es que el Chelsea lo elimine otro y no te toque xD

     
  2. Carlos says:

    Entiendo que tengan confianza en su equipo. Hace unos años me pasaba lo mismo con el Madrid. Desde la prensa afín se comenzó a hablar de ganar los 3 títulos(creo que era el año de Queiroz), y desde Barcelona se les tildaba de prepotentes. Ahora parece que la prepotencia se ha convertido en “valentía”. Pues qué bien.

     
Back to Top ↑