Qué divertido es el periodismo deportivo


Escrito por Louis | 2 de agosto de 2006

no image

Un análisis… ¡objetivo! (risas)

Hoy hace un mes que Ramón Calderón ganó en las urnas y se sentó en el sillón presidencial del Madrid, desde donde reza cada día para que un juez no le eche. Un mes en el que ha pasado muy poca cosa en el club blanco, salvo la llegada de Capello, que vino pidiendo compromiso con la camiseta y ya ya tenido tiempo para darse cuenta de que esto es como pedir un milagro. Al que no le han bastado treinta días para cumplir sus promesas, es al nuevo presidente. Ni Kaká, ni Cesc, ni Robben. A cambio, tres tíos de treinta años que no vienen precisamente a renovar el equipo, sino a apuntalarlo temporalmente a la espera de que vengan tiempos mejores. El gran problema del Madrid sigue ahí, enquistado. Los galácticos malcriados por Florentino no se van ni con lejía, entre otras cosas porque nadie les quiere y porque ellos tampoco quieren irse sin llevarse hasta el último millón de euros que generosamente les regalan. El clan brasileño va a peor. Ronaldo se ha reído del duro Capello y se ha saltado la pretemporada. Cuando vuelva puede pesar cien kilos… Y Roberto Carlos no sólo no se va, sino que ha conseguido que el duro Capello se arrodille para suplicarle que se quede. En sólo un mes, el duro Capello se ha desgastado tanto, que ahora mismo parece un merengue, blando y acaso caducado. Es difícil de sostener que el nuevo entrenador ata en corto a la plantilla cuando los jugadores se le lían a puñetazos en pleno entrenamiento. La pelea entre Robinho y Gravesen delata que Capello aún no se ha hecho con las riendas de un vestuario viciado y que huele a podrido. Un análisis objetivo un mes después del cambio concluye que aquí no ha cambiado nada. El Madrid sigue igual, por no decir peor. Antes, por lo menos, los jugadores no se pegaban y el entrenador, que no era italiano ni falta que le hacía, tenía al equipo más controlado cobrando infinitamente menos que el duro Capello…

[Joan Maria Batlle, olor a podrido, en Sport]
Si te ha gustado, compártelo

Etiquetas:


4 comentarios (a día de hoy) en Un análisis… ¡objetivo! (risas)

  1. Coder says:

    Ronaldo se ha reído del duro Capello y se ha saltado la pretemporada. Cuando vuelva puede pesar cien kilos…

    Joder, ¿todavía no se han enterado de que Ronaldo ya ha vuelto? 0_o.

    En fin, el Sport y sus mundos paralelos donde una pelea en el Madrid significa que el vestuario está podrido. Y en el Barça significaría una alta competitividad.

    No se si son cosas mias, pero últimamente noto que el tono agresivo del Sport se ha incrementado. Cada vez les cuesta menos faltar al respecto a las personas con comentarios como “Capello se ha desgastado tanto, que ahora mismo parece un merengue, blando y acaso caducado“.

    Saludos

     
  2. ayr29 says:

    “Un análisis objetivo” dice… hace falta ser subnormal…

    Pero seguro que habrá quien piense que sí es objetivo y que lleva razón en todo

     
  3. Bodi says:

    Menuda perla… cuando dice que es un análisis objetivo es para echarse a reír.

     
  4. Jorge says:

    El cada vez tono más duro y crítico de este periódico (por mucho que digan y se pongan pesados hasta la saciedad, lo que se escribe aquí no se ve en ningún otro lado) significa que lo estamos hacioendo bien. No tiene sentido humillar e intentar descalificar al rival caido y desvalido (eso sería, como deciamos en el cole, de abusones) así Batlle, comentarios tan objetivos como este , no te equivoques, nos hacen más grandes. Gracias

     
Back to Top ↑