Sport psicoanaliza a Capello

El Real Madrid no generó ayer muchas noticias a las que Sport pudiera dar la vuelta, así que han optado por inventarse una. Me estoy imaginando la escena en la redacción: “Oye, que son las ocho de la tarde y tenemos una página del Madrid que rellenar. ¿Ponemos el artículo de siempre de Ronaldo, rey de la noche y amigo de los bares de solteros?”. “No, que ya hemos manipulado la entrevista que sale hoy en ABC. ¿Qué tal si le pegamos un palo a Capello?”.

Fabio Capello debe afrontar más problemas de los previstos en el Real Madrid. Está tocado anímicamente y debe hacer un sobreesfuerzo para mantener, de puertas para afuera, la serenidad. Pese a los triunfos ante Barça y Nàstic en Liga, y pese a haber sellado ya el pase de los blancos a octavos de final de la Champions, ni mucho menos es oro todo lo que reluce en la casa blanca. Y Capello lo sabe perfectamente.

La técnica consiste en enumerar todo, absolutamente todo lo susceptible de ser considerado polémico, incluido el voto por correo, y relacionarlo con Capello, en cuya mente, como se puede comprobar en el párrafo anterior, ha penetrado el redactor José Antonio Martínez (¿un primo de Antonio Sánchez?). A continuación desglosamos todos estos puntos.

Cassano. El técnico, poco después de aterrizar en el Madrid el pasado verano, se erigió en el principal defensor de Cassano, un jugador polémico donde los haya. El delantero está ahora apartado del equipo por haber insultado a su entrenador y éste último aún no entiende cómo es posible que Cassano sea incapaz de pedirle disculpas. Tan escabroso ‘affaire’ ha afectado mucho a Capello. “Con todo lo sucedido con este jugador, todos perdemos”, afirma el técnico.

Ronaldo. Al actual inquilino del banquillo madridista le toca hacer frente a otra situación muy complicada, pues observa con rabia e impotencia que Ronaldo no sigue sus instrucciones de machacarse en los entrenamientos y olvidarse de la vida nocturna. A juicio de Capello, el brasileño es un pasota y, más que nunca, se ha convertido en algo más que un serio problema para el vestuario. El técnico teme que su pulso con el brasileño acabe muy mal, pues un sector de la afición respalda más al jugador que al técnico.

Fichajes. Otro asunto que le provoca dolores de cabeza lo tenemos en el capítulo de fichajes. Por deseo expreso de Capello el Madrid contrató el pasado verano a Cannavaro, Emerson y Diarra. Sólo el primero se salva, y por los pelos, de un alud de críticas. Los otros dos, considerados vitales por Capello, están muy lejos de ofrecer el rendimiento esperado. La afición del Bernabéu está cansada del mal juego de Emerson, al que ha pitado en varias ocasiones, mientras que con Diarra la cosa es aún más grave. El ex jugador del Lyon atraviesa un alarmante mal momento y, el pasado miércoles, ante el Steaua, fue abucheado de forma ostensible.

Helguera y Robinho. Por si todo esto fuera poco, Capello se ha visto obligado a tragar con Helguera y Robinho. Poco después de su llegada al Madrid mandó al defensa central a entrenar con los juveniles y comentó a sus íntimos que no contaría para nada con Robinho. Ahora, ambos son titulares indiscutibles. Poca gracia le hace a Capello haberse visto obligado a cambiar de planes.

Voto por correo. Y, hablando de planes, ya veremos que sucede con el técnico en el hipotético caso de que se recuente el voto por correo y haya cambio en la presidencia. A Capello le preocupa el tema y no ve claro que Ramón Calderón tenga asegurada la poltrona.

El juego. Por otro lado, el juego del Madrid deja mucho que desear. Pese a los triunfos ante Nàstic y Steaua, Capello sabe que el Madrid no juega bien, o lo hace como ante el Getafe… Lo sabe el entrenador y lo ve la afición madridista.

Artículos Relacionados

(Sólo) un comentario en “Sport psicoanaliza a Capello”
  1. dieguitoalias 4 noviembre, 2006