Artículos sobre Miguel-Serrano

Los porqués del derbi

Miguel Serrano publica hoy en la última de ‘Marca’ una lista de 14 puntos por los que cree que el Real Madrid ganará esta noche el derbi. He aquí los más destacados:

-Porque el Atleti le tiene al Madrid más miedo que Melendi a los aviones y Falete a su endocrino.
-Porque juega Perea de titular.
-Porque Cristiano llega al derbi con más ganas de enchufar que Laporta en Luz de Gas.
-Porque el Madrid tiene un Gato que araña más que una choni en las rebajas del Bershka.
-Porque las apuestas tienen la misma confianza en el Atleti que Moodys en la deuda griega.
-Porque el Madrid es más rápido que Bolt y más fuerte que Bustamante.
-Porque la defensa rojiblanca parece una balada de Álex Ubago: tristona, lenta y muy pastelosa.
-Porque Ramos de central juega más concentrado que una botella de Fairy ultra.
-Porque sin Falcao la delantera del Atleti es tan inofensiva como las balas del Equipo A.
-Porque Mourinho ha perdido tantos derbis en casa como copas de Europa tiene el Atleti.
-Porque juega Perea. ¿O eso ya lo había dicho?

El símil del Levante

El Levante es como el váter de un avión. A primera vista, parece pequeño, sucio e insignificante, pero si tocas la tecla adecuada le mete un susto al más pintado y se lo lleva por el desagüe.

[Miguel Serrano / Marca]

FC Burka

En una escena de la película Nueve Reinas, Ricardo Darín pregunta a Gastón Pauls por cuánto dinero cogería -mantendría relaciones sexuales- con un hombre. Va poniendo sobre la mesa servilletas que simulan fajos de billetes imaginarios hasta que el interpelado empieza a poner ojitos. “¿Lo ves? En este país sobran putos, lo que faltan son financistas”. El Barcelona ha tardado 111 años en encontrar quien pusiera la pasta, pero al final se ha dejado coger por los qataríes porque, como dice el refrán, “entre el honor y el dinero, lo segundo es lo primero”.

Todo el mundo tiene un precio y el del Barça es 165 millones de euros. Ayer, en un ejercicio de democracia nunca visto en Qatar, los socios azulgranas se arrodillaron para rezar a los petrodólares. […] Los socios picaron y votaron ‘sí’ a lucir en su camiseta la publicidad de un régimen que hace con los derechos humanos lo mismo que Messi con la pelota: lo que le da la gana.

“Votaré sí, porque lo dice Pep y lo que dice Pep va a misa”, fue el corolario de uno de los socios que habló libremente en la Asamblea, algo que no habría podido hacer en Qatar. Guardiola es el Mahoma del barcelonismo. Gracias a la palabra revelada por el Ayatolá Pep, el FC Barça se ha convertido en el FC Burka. Al viejo ¡hala, Madrid!, los culés enfrentarán desde ahora el ¡Alá, Barça!

Seguir leyendo »

Pelagatos de conciencia sucia

Cuando uno ha nacido Caperucita roja nunca podrá ser el lobo feroz. Con esfuerzo y las dosis adecuadas de indignación, podrá llegar a ser una Caperucita chillona y con la vena del cuello como la Patiño. […] Sandrusco [Rosell] es un buen vicepresidente pero es un mal actor. En su intento por ejercer de indignao, recuerda mucho a Zapatero cuando dice que estamos saliendo de la crisis: no hay quien le crea. Rosell es un flojo, un mindundi, un chisgarabís, un pelagatos, un pocacosa. Ser el poli malo sencillamente no le pega.

[…] Rosell es obediente con el president Guardiola, por eso salió a decir lo que le habían dicho que dijera. En el sainete culé, Pep es José Luis Moreno y Sandro, Monchito. Si hubiera una foto de la rueda de prensa tomada desde atrás, se vería el brazo incorrupto del hijo preferido de Sampedor manejando la tramoya. Lo peor es que es un hámster que se ha metido en una pelea entre un tigre y un león.

Su mensaje es impostado y tibio. La amenaza contra el Madrid es de patio de colegio: “Si seguís así, no os ajunto”. Canta su indignación con falsete, como un tema de los Bee-Gees, y su defensa de los valores del Barça es tan sólida como la zaga del Atleti. Proclama su inocencia sin convicción, como quien se siente culpable. Si a mí me llaman ladrón y no he robado, cojo el micro y le pongo a quien sea mirando para Setúbal por muy Mourinho que se llame. Pero puede que no sea tan fácil tener un mensaje claro cuando se tiene la conciencia sucia.

[Miguel Serrano en ‘Marca’]

A latigazos

Hace ya un año, Luis Racionero tachó de madridista a Carlos Martínez, narrador de los partidos de Canal+ desde hace más de veinte años. Según él, Martínez es un “histérico locutor que ahúya [sic] cuando Cristiano Ronaldo hace 2 bicicletas”.

Este domingo, nuestro Miguel ‘Látigo’ Serrano se subió al carro de los que zumban a Martínez, pero con una crítica bastante distinta:

Como mucha gente de bien, reconozco que anoche iba con el Manchester, pero después del primer cuarto de hora, una parte de mí -mi lado oscuro, supongo- se hizo del Barça. No del Barça en plan Zapatero, Serrat o Carlos Martínez, sino del fútbol del Barça, porque el juego de los azulgrana fue tan maravilloso que daban ganas hasta de celebrar los goles con todos los antimadridistas que me rodeaban en la redacción, cuya identidad conservaré en el anonimato.

Sorprendentemente, al menos para mí, Martínez (@carlosplus en Twitter) se dignó a responder a Serrano: